En la oficina

La dieta puede ser de acuerdo a los criterios de alimentación equilibrada, y ajustada en calorías a las necesidades particulares según la edad, el sexo, el tipo de trabajo y dedicación del tiempo de ocio, entre otros factores. Actualmente es habitual comer fuera de casa, ya sea por trabajo, relaciones sociales o cuando nos vamos de vacaciones. Las personas tendemos a empeorar nuestro patrón de alimentación cuando comemos fuera del hogar, a menudo, hacemos elecciones de alimentos más ricos en grasas y con una menor calidad nutricional. No es necesario pensar que comer fuera de casa es incompatible con el hecho de seguir una dieta equilibrada. La dieta puede ser de acuerdo a los criterios de alimentación equilibrada, y ajustada en calorías a las necesidades particulares según la edad, el sexo, el tipo de trabajo y dedicación del tiempo de ocio, entre otros factores.

Comments are closed.